Energía Circular

ENERGÍA CIRCULAR


18- FUERZAS-ENERGIA CIRCULAR

Sigue el camino del Tao

ENERGÍA

Yin-yang

 

COMBINACIÓN

Chi, Tai Chi, Lo Shu, Ba Gua, Las Nuevas Estrellas, Blanco, Entre el Cielo y la Tierra

 

SIGNIFICADO

La energía yin-yang circular es la armoniosa energía del Tao. Se halla siempre en un estado de equilibrio perfecto, en el estado dinámico y en constante transformación de la compenetración entre la energía femenina y la energía masculina.

La carta de la Energía Circular es, por tanto, la carta del Tao, y es una carta de buen auspicio porque nos señala el camino de la armonía y del equilibrio. Todos los estados de armonía son estados de equilibrio.

Según el Feng Shui, el estado de salud de un ambiente, así como el del cuerpo, es el resultado de un estado de equilibrio entre los diversos sistemas psicofísicos. Cuando se desarrolla una enfermedad suele ser debido a la interferencia o predominio de un sistema sobre otro.

Al igual que el sistema físico y que el psicofísico, la armonía de la energía universal es el resultado de un perfecto equilibrio entre todas las fuerzas y todos los sistemas del universo.

El equilibrio espiritual se alcanza si se hemos aprendido a dar y a recibir: los dos grandes principios de las enseñanzas del Tao.

El Feng Shui nos enseña que, además de saber dar, también debemos aprender a recibir. Dar y recibir son acciones complementarias, los dos aspectos de un mismo proceso, como inspirar y espirar. Recibir es la otra cara del dar, y también es la expresión de que todo está interconectado. Sin embargo, parece que estemos más preparados para dar que para recibir, y muchos de nosotros, cuando recibimos, reaccionamos con timidez o cohibimiento. Es como si tuviéramos miedo de lo que se nos regala, como si por ello nos sintiéramos obligados a dar algo a cambio, como si el hecho de recibir fuera una especie de chantaje o, en cualquier caso, una acción que nos pone en una situación de debilidad respecto a quien da. Por este motivo, a menudo quien recibe no sólo no está agradecido a quien da, sino que incluso llega a sentir un cierto resentimiento hacia esa persona. Cuando alguien nos elogie, agradezcámoselo; si alguien nos ofrece su ayuda, aceptémosla, incluso en el caso de que no la necesitemos realmente.

 

← ORÁCULO DEL FENG SHUI