El Alma viajera

 

El alma viajera

Puesto que estuve casada, parece que haga muchas vidas, con un alma viajera, conozco de primera mano tanto los aspectos negativos como los positivos de este signo del alma.

El alma viajera tiene verdaderas dificultades para establecer compromisos personales y su miedo a que la hierba del jardín vecino sea más verde que la del suyo puede llevarle al extremo de perderse lo que se halla justo ante sus ojos y deje de ver o aprovechar el momento.

La edad y la experiencia pueden cambiar esta situación, y cuando esto sucede la viajera puede tener y tendrá menos miedo a comprometerse, y se mostrará impaciente por actuar de un modo correcto y positivo.

Su trabajo o carrera profesional es importante, y en estas áreas la viajera se mostrará mucho más decidida y comprometida, y normalmente brillará en la profesión que haya escogido.

Dentro del grupo del aire, el alma viajera se ve conducida a la acción por una necesidad de expresar frustración o que se siente oprimida, y es la que más posibilidades tiene del grupo de expresar dichas emociones, lo cual no es necesariamente algo malo, especialmente si esa expresión no es agresiva. No obstante, como en todos los signos de aire, costará mucho ver el lado agresivo del alma viajera.

8-1

LOS RASGOS DEL CARÁCTER DEL ALMA VIAJERA

Explorador y buen contador de historias, se trata de un signo soñador y puede ser un verdadero viajero y explorador de tierras extrañas.

Tiende a dejar a un lado los asuntos emocionales, enterrando pasivamente la cabeza en la arena con la esperanza de que los problemas sencillamente desaparezcan.

Es intuitivo y a menudo sensible a los fenómenos parapsicológicos. Le gustan las películas porque éstas lo trasladan a otras dimensiones, a otros lugares; frecuentemente, pero no en todos los casos, es aficionado a la lectura y la poesía.

Entendido en algunas áreas concretas, puede mostrarse muy curioso pero no mantiene necesariamente la atención durante períodos prolongados, excepto en un entorno de trabajo, a no ser que pretendan impresionar

Sería un buen vendedor. El alma viajera es sentimental; puede ser muy romántica, pero también es voluble, especialmente durante la juventud.

Le gusta estar activa, en marcha. Busca emociones fuertes: las comodidades de un hogar no son importantes, excepto para algunos, como símbolo de estatus.

Es una trotamundos, tanto física como mentalmente. Buena comunicadora, inconformista, más interesada en el mundo y en los acontecimientos mundiales que en lo que la rodea.

Mira siempre hacia el exterior, nunca al interior; es una coleccionista de hechos, incluso de los más triviales. Siempre atenta a la próxima novedad, rara vez resulta aburrida y posee un buen sentido del humor; generalmente es de trato afable y abierta a los demás; es pasiva pero estallará si se siente acorralada u oprimida.

8-2

LAS RELACIONES Y EL ALMA VIAJERA

Le gusta enamorarse, pero cuando la primera flor se marchita, ya está a punto para volver a enamorarse de la siguiente. Propensa al matrimonio: es una gran romántica, pero del tipo que se casa una y otra vez o mantiene varias relaciones al mismo tiempo.

Le gustan la familia y los niños, pero en un principio quizá rehúya las responsabilidades y el compromiso. Necesita una pareja independiente a quien no le importe su naturaleza coqueta. Por lo general, sentará la cabeza en la madurez, a mediados de la cuarentena o hacia los cincuenta, cuando será mucho más capaz de asumir esas responsabilidades que ha evitado en el pasado.

PELIGROS: Insensibilidad involuntaria hacia los sentimientos de su pareja; rechazo a afrontar las cuestiones emocionales; pensar que la hierba pueda ser más verde en otra parte cuando no es así.

 

LA CANCIÓN DEL ALMA VIAJERA

El alma viajera, un signo de aire, se corresponde con el narciso polifacético, que abarca a todas aquellas flores que no encajan en ninguna de las otras divisiones.

Una mezcla de flores delicadas y perfectas representa el alma del viajero. Nómada, un tanto inconformista, extraordinario y especial; la canción dice «… te deja sin aliento», y sin duda lo hace.

 

←¿QUÉ ES? NUESTRA ALMA  Y ¿DÓNDE SE ENCUENTRA?

←LA FE EN LAS CIENCIAS OCULTAS