MITOLOGÍA DE GRECIA – JASÓN.

El gran aventurero

SOLAAGUILAR-336x280px

Las aventuras de Jasón, príncipe tesalio de Yolco, eran tan populares como las de Odiseo. Al igual que los de Teseo, los primeros años de vida de Jasón estuvieron marcados por el alejamiento de la corte y por el regreso final, aún joven, para reclamar sus derechos reales. Cuando Pellas, hermano del padre de Jasón, el rey Esón de Yolco, se apoderó del trono, la madre del héroe lo envió al monte Pelión para que lo educara Quirón, sabio centauro que le enseñó las artes de la música, la medicina, la caza y la guerra. Al cumplir los veinte años, Jasón regresó a Yolco y en el camino se topó con un río en el que conoció a una anciana —en realidad la diosa Fiera disfrazada—, quien le pidió que la ayudara a cruzar la corriente. Jasón la ayudó gustosamente y con ello obtuvo la protección de la diosa en sus aventuras. Al ayudar a Hera a cruzar el río, Jasón perdió una sandalia y llegó a Yolco con un pie descalzo.

37-Atenea-metirta.online

Atenea (derecha, con una lechuza, uno de los emblemas) rescata a Jasón de las fauces del dragón que defiende el Vellocino de Oro. El Vellocino cuelga de un árbol del fondo. Escena tomada de un vaso de figuras rojas.

Un oráculo había aconsejado a Pelias que vigilase la llegada de un forastero con un solo zapato, y Pelias se asustó al ver aproximarse al héroe. Accedió arteramente a cederle el trono a su sobrino si el joven realizaba una empresa en apariencia imposible, consistente en llevarle el Vellocino de Oro, que se encontraba en Cólquide, en el extremo más alejado del mar Negro. Jasón aceptó el reto y rescató el Vellocino tras múltiples aventuras con su barco, el Argo. El héroe regresó a casa con Medea, hija de Eetes, y descubrió que Pelias había dado muerte a Esón. Medea ayudó a Jasón a vengar la muerte de su padre planeando el espantoso asesinato de Pelias. Muchos años después del trágico fin del matrimonio de Jasón y Medea, el héroe murió al caerle en la cabeza una pieza del Argo que estaba consagrada en un templo.

 

Medea, la reina hechicera

Tras el viaje con los Argonautas, Jasón regresó a Yolco con la hechicera Medea, personaje central del trágico epílogo de sus aventuras. El episodio corintio de la vida de Medea constituye la base de la tragedia del mismo nombre, de Eurípides.

38-Talos-metirta.online

Crátera ática decorada con la muerte del gigante de bronce Talos, que intentó impedir que los Argonautas desembarcasen en Creta. Medea le dio una bebida que le hizo dormir y mientras dormía le abrió la única vena de su cuerpo y murió desangrado.

Al llegar a Yolco, Jasón y Medea planearon la venganza por la muerte de Esón, el rey justo, padre de Jasón, al que había ejecutado Pelias. Medea convenció a las hijas de éste de que le convertiría en un hombre joven mediante un encantamiento, pero que para prepararlo para el rejuvenecimiento primero debían cortarlo y cocinarlo. Las hijas de Pelias accedieron su padre y cocinaron su cuerpo en Medea les mostró el engaño. A pesar de la muerte del usurpador, Jasón no pudo ocupar el trono de su padre, porque la forma en que había muerto Penas causó tal escándalo que Medea y él se vieron obligados a huir de Yolco. Fueron al Peloponeso y se establecieron en Corinto, donde tuvieron varios hijos. Muchos años después, el rey de Corinto, Creonte, ofreció a Jasón el matrimonio con su hija por razones políticas. Jasón le propuso a Medea que se divorciasen y que emprendiera el exilio voluntariamente, pero Medea se enfureció ante semejante traición, envió unas túnicas envenenadas a Creonte y a su hija, futura esposa de Jasón, y ambos murieron entre terribles dolores. Después, según Eurípides, les cortó el cuello a sus propios hijos para hacerle daño a su padre y escapó a Atenas triunfalmente, a bordo del carro de Helios, el sol, tirado por dragones, y en este momento termina la tragedia de Eurípides, mientras Jasón se queda tristemente en Corinto. En Atenas, Medea se casó con el rey Egeo, padre del héroe Teseo, y tuvo un hijo, Medo. Medea quería que sucediera a su padre en el trono, y cuando Teseo, legítimo heredero de Egeo, llegó a la ciudad de vuelta de Trecén (véase p. 150), Medea adivinó en seguida quién era e intentó deshacerse de él antes de que mostrase las señales de reconocimiento con las que debía revelar su identidad a su padre. Medea convenció al rey de que el recién llegado, cuyas proezas camino de Atenas ya le habían granjeado la fama, quería deponerle, y planearon juntos asesinar a Teseo en un banquete que se ofrecería para celebrar que había capturado el toro salvaje de Maratón. Medea puso veneno en el vino de Teseo, pero cuando el héroe estaba a punto de tomarlo Egeo le reconoció y derribó la copa. Al comprender la motivación de su esposa, la desterró para siempre de su reino y también a sus hijos.

SOLAAGUILAR-728x90px

 

←MITOLOGÍA DE GRECIA

←MITOLOGÍA MUNDIAL

←HISTORIA DE LA MITOLOGÍA